Get Adobe Flash player

SVM.12 Camino de La Costa Lairaga

 

FICHA TÉCNICA: 

Recorrido: Rotonda Puerta de Moya – Desembocadura del Bco. de Azuaje – El Altillo – El Roque – Charco de San Lorenzo – Punta de Moya – Bco. de Moya – Puente de Moya.

Desnivel: 48 m. (Puerta de Moya 13 m. – Desembocadura Bco. de Azuaje 2 m. – El Altillo 3 m. – El Roque 12 m. – Charco de San Lorenzo 3 m. – Punta de Moya 7 m. – Puente de Moya 50 m.)

Tipos de firme: Asfalto, cemento y tierra.

ENP: No hay.

Precauciones: En carreteras circular por su izquierda.

Opciones de transporte: Es posible realizar en coche casi todo el recorrido. Paradas de guaguas de Global en San Andrés, El Altillo, El Roque y San Felipe.

 mide12  Ver perfil y ruta del sendero Ver galería de imágenes del senderoDescargar archivo KMZ para GOOGLE EARTHDescarga de archivo GPX para WIKILOC

DESCRIPCION GENERAL

 

Este camino parte de la rotonda de la Puerta de Moya junto a la desembocadura del Barranco de Azuaje, dirección hacia San Felipe, haciendo un recorrido por la costa de Moya, disfrutanto de sus recursos naturales, geológicos y turísticos y finalizar en el Barranco de Moya, concretamente en el Área recreativa del mismo barranco.

Esta ruta discurre por el litoral costero de la villa de Moya, en el que podemos disfrutar de un baño en las piscinas naturales, saborear platos típicos y practicar el deporte por excelencia costero, el Surfing y Bodyboard.

Iniciamos la ruta desde la Explanada situada en la estación de la BP, dirección a la desembocadura del Barranco de Azuaje en San Andrés (Arucas) hacia San Felipe (Moya) en la Autovía GC – 2, desde aquí empezamos a disfrutar de las primeras piscinas naturales “El Altillo”, apta para el baño. Continuamos hasta llegar al barrio el Roque por el camino el Altillo, hoy en día carretera de asfalto pero no antes de cruzar el Barranco del Pagador.

En este recorrido podemos observar el paisaje de este tramo de costa, especialmente, el de acantilado alto, interrumpido ocasionalmente por salidas de barranco (como el Barranco de El Pagador y el Barranco de Moya), con playas de grava gruesa y callaos.

Desde este promontorio y rocoso barrio el Roque, seguimos dirección a otra de las zonas naturales de baño y ocio del municipio la charca de San Lorenzo, con una superficie de 75 metros de largo y un ancho medio de 45 metros. Sus aguas están limpias y cristalinas debido a que proceden del mar abierto. Asimismo, cabe señalar que hay un pequeño paseo con solárium que comienza y termina en dos locales de Restauración, conocidos por su especialidad en pescado y paellas.

Continuamos por el paseo costero de esta piscina natural hasta llegar a la zona de la Bajilla, límite municipal de Moya y Santa maría de Guía, para finalizar en ascenso en el Puente de Moya, concretamente en el Área Recreativa del Barranco de Moya.

Durante el recorrido por el litoral Moyense, podemos ver y elegir la mejor zona para coger excelentes olas para los amantes del surf, puesto que hay numerosas entre ellas son: El Bunker, El Picacho, Pico del Paso y Boquines, entre otras.

La vegetación de costa, aproximadamente hasta los 100 m.s.m., se encuentra dominada comúnmente por la tabaiba dulce (Euphorbia balsamifera) y la tolda (Euphorbiaaphylla). Desgraciadamente, se encuentran muy amenazadas por las infraestructuras de la zona. A ellas, hay que sumarles otras plantas específicamente costeras como son la lechuga de mar (Astydamia latifolia), vinagreras (Rumex lunaria), esparragera (Asparagus scoparius), mato risco (Lavandula canariensis), siempreviva costera (Limonium pectinatum), magarza o margarita (Argyranthemum frutescens), espina blanca (Asparagus pastorianus), romero marino (Campylanthus salsoloides Roth). Relacionados con los cauces de barrancos, se encuentran los saos (Salix canariensis), sustituidos bien por comunidades de juncos, granadillares o cañaverales, debido principalmente a la canalización del agua que fluye por el barranco, acompañados también de zarzas (Robus ulmifolius). Ya en las desembocaduras, próximas al mar, cabe destacar el tarahal (Tamarix canariensis).

En relación a la fauna de la costa, cabe señalar la presencia de la Pardela Cenicienta, que nidifica en los acantilados. En lugares más húmedos se encuentra esporádicamente aves ribereñas, tales como el zarapito, el vuelvepiedras, el chorlitejo patinegro y la polla de agua.

Finalizamos la ruta en el Puente Antiguo de Moya y Área recreativa del barranco de Moya,  en donde podemos pasar un día de asadero o comida familiar (se necesita solicitar permiso en esta zona). 

 

ITINERARIO POR TRAMOS

 

Primer Tramo SVM.12 a: San Andrés (Rotonda de la Puerta de Moya) – El Roque (2120 m. / 40 minutos)

El inicio de esta ruta lo hacemos desde la Explanada situada en la estación de la BP, dirección San Andrés (Arucas) hacia San Felipe (Moya) en la Autovía GC 2. Conexión con Sendero SVM.09. Seguiremos unos metros hacia a la desembocadura del Bco. de Azuaje por donde bajaremos por un pequeño sendero a la izquierda dirección hacia una de las piscina naturales de la Costa Lairaga. Aquí continuamos a la izquierda por sendero de tierra costero rodeando una casa con vallas metálicas dirección el altillo. Finalizado este tramo costero, a unos 390 m, continuamos por el paseo marítimo de Acera, dicha calle es El altillo, a unos 820 m. Seguiremos hacia delante por dicha calle, “Camino el Altillo” por acera y asfalto, hasta llegar hasta la subida hacia a la AA.VV El Pagador, en la Calle La Barranquera, a la altura de la casa nº21 a unos 1610 m, Conexión con Sendero SVM.10,pero antes de proseguir la ruta, podremos disfrutas de un baño de las piscinas naturales del municipio, que se encuentra a unos 820 m a la derecha en una de las entradas.

Llegado a este punto, Subida hacia AA.VV El Pagador, la calle La Barranquera, giraremos a la derecha para bajar hacia la desembocadura del Bco. Del Pagador. Unos metros más abajo nos encontramos a la izquierda la calle El Molino que en caso de estar la marea alta o temporales podremos seguir hacia el Roque, pero en nuestro caso seguiremos bajando para girar a la izquierda a unos 1710 m, y seguir por un pequeño sendero costero que conecta con el camino que nos adentra al Barrio de El Roque.

 

Segundo Tramo SVM.12 b: El Roque - Punta de Moya (1730 m. / 35 minutos)

Recorrido las callejuelas de este barrio pintoresco costero salimos a la entrada de la Calle El Roque, junto a la AA.VV El Pagador y la parada de Guagua a unos 2080 m. Desde aquí podremos ver las diferentes Carreteras del Norte, La GC. 75 dirección Moya, la GC. 2 dirección Guía-Gáldar, la GC. 291 dirección el Hormiguero y la GC. 751 Dirección San Felipe.  Desde la parada de Guagua a la derecha dirección San Felipe seguiremos por un pequeño sendero de tierra paralelo a carretera de asfalto hasta llegar a la Charco San Lorenzo a unos 2450 m. Este Charco es otra de las piscinas naturales del municipio más emblemática y pintoresca. Aquí seguiremos a la derecha y parte trasera del Bar para continuar por el paseo marítimo y solárium que hay junto a las piscinas naturales. Salimos a la carretera GC 751 a unos 2640 m, seguiremos por dicha calzada por el margen derecho y litoral hasta llegar al cruce limítrofe con Santa María de Guía y Moya, Bco. Moya a unos 3780 m.

 

Tercer Tramo SVM:12 c: Punta de Moya – Puente de Moya (1570 m. / 30 minutos)

Giramos a la izquierda y subiremos por pista de tierra sin desviarnos hasta llegar justo debajo de los pilares del Puente de Moya a unos 4860 m. Aqui nos encontramos un cruce, a la derecha una pista de tierra hacia una finca privada y a la izquierda por donde continuaremos hacia la zona Recreativa y asadero del Bco. de Moya a unos 5,030 m. Seguiremos hacia arriba y pasaremos por debajo del puente de dicho Barranco, giramos a la izquierda para seguir por pista de tierra en zigzag y terminar en la carretera GC. 291 a unos 5420m.

Para los Amantes del deporte de riesgo, aquí hay zona para ellos. Desde el puente antiguo del Bco. de Moya y carretera de asfalto GC. 291 dirección El hormiguero-Moya cogeremos la pista hacia la derecha y bajada a unos 100 m aprox. En la primera curva de esta pista a la izquierda, se inicia un pequeño sendero algo estrecho, arriesgado y algo tupido de matorral de costa te lleva a esta zona de escalada.

 

INFORMACIÓN ADICIONAL

 

La Costa Lairaga.

Topónimo con el que se denomina a la franja costera del norte de la isla, entre la población de Bañaderos y San Felipe. Incluye una ribera con algunas playas y charcos intermareales con muchos topónimos que de naciente a poniente son: Los Charcones, Las Coloradas, Los Marrajos, Quintanilla, San Andrés, Bocabarranco, El Altillo, El Varadero, Charcos de San Lorenzo, La Bajilla y Playa de San Felipe, conocida popularmente como Playa de Vagabundo, y otros menores que harían interminable esta relación. El origen del nombre puede deberse a la existencia hace años de la Hacienda de Lairaga, que albergó en la antigüedad una finca de plataneras.

Esta franja costera parece abandonada recientemente por el mar, quedando los antiguos acantilados en el interior, como formando un gran cantil, y efectivamente, según dice el Profesor Telesforo Bravo «… ese escalón fue acantilado marino y hoy está lejos de la orilla por levantamiento tectónico…». Para alcanzar esta conclusión basta contemplar los escarpados y bellos márgenes que tienen su inicio en el Risco de San Pedro en Bañaderos, dando paso a los cabos de los lomos de Quintanilla y Grande construidos por pequeños barrancos, para recobrar la visión de los cantiles al sur de San Andrés hasta El Cabezo, donde permitirá el desagüe del barranco de Azuaje tras haber sido obligado a sortear la resistencia de Los Blanquizales a la altura de El Altillo. A partir de aquí, se verán solo interrumpidos por los cauces de desagües de los barrancos de El Pagador, El Salado, de Moya y El Hormiguero-Valerón.

En relación al origen del nombre, Abreu Galindo narra las estratagemas de los aborígenes canarios del lugar que estaban siendo atacados y salteados repetidamente por los «cristianos» que venían por mar de Lanzarote y Fuerteventura, en tiempos del Señor de Lanzarote, Diego de Herrera: «… En una ocasión, cuando vieron venir ciertas barcas, se pusieron muchos canarios en emboscada y los más sueltos o ligeros hiciesen como que estaban mariscando por la costa, algo apartados del puerto, y que cuando desembarcaron los cristianos, huyeron tierra a dentro para atraerlos hacia el lugar donde estaban los demás canarios emboscados, e hicieron presos como a treinta cristianos, y los que estaban en las barcas se volvieron a la mar hacia Lanzarote. En otra ocasión, tomaron cinco o seis gaviotas, y le dieron de comer atadas, y después las echaron poco a poco en la población de Airaga, y un día que vieron venir los navíos, pusieron las gaviotas sobre los techos de las casas, para que los cristianos, viendo las gaviotas que estaban quietas, pensarían que no había gente, por lo que desembarcaron para entrar por el pueblo derramados sin orden. Los canarios que los estaban vigilando escondidos, cayeron sobre ellos con grandes alaridos y silbos, prendiendo a algunos y huyendo los restantes…».

 

Las Zonas de Surf.

La costa de Moya, con una extensión de 4,22 km, cuenta entre muchas otras, con las playas de: La Caleta en el Altillo y las piscinas naturales de aguas transparentes, El Charco de San Lorenzo y las piscinas del Altillo, aptas para el baño durante todo el año.

En la Playa de La Caleta, utilizada todo el año por surferos de toda la isla por las excelentes condiciones que posee, se celebra cada año, a principios de noviembre, un Festival Internacional de Longboard, en el que se dan cita deportistas de distintas nacionalidades.

Otras zonas para coger excelentes olas para los amantes del surf son: El Bunker, El Picacho, Pico del Paso y Boquines, entre otras.

Concretamente, las zonas de surf del término municipal de Moya, serían las siguientes. En primer lugar, se encuentra la conocida como “Boquines” que justamente coincide con la zona donde está localizada la gasolinera BP (rotonda de la Puerta de Moya) al principio del municipio que hace frontera con Arucas. Luego, está “La Caleta”, que abarca la zona del Altillo hasta las piscinas naturales que ahí se encuentran. En la misma zona, pero hacia mar adentro, se le denomina “El Picacho”. Si se continúa por el litoral en dirección oeste, se halla la zona de surf conocida como “El Alto”, que se sitúa justo a la altura del Bar Oleaje  (localizado en la avenida). La siguiente franja pertenece a la denominada como “Trinidad”, que se emplaza por la zona conocida por “la Piedra del Altillo” (justo antes de llegar al Roque). Pasando el Bar El Paso y los Charcos de San Lorenzo se encuentra el área conocida entre los surferos como “El Paso” (mar adentro) y en la misma zona, pero en la orilla, se la conoce como “Soledad”. A continuación, se localiza otro lugar conocido con el nombre de “Bochinche”. Y, por último, está “El Búnker”, que se sitúa antes de La Bajilla. Ahí finaliza el término municipal de Moya con el Bco del mismo y comienza el de Santa María de Guía.

Por otro lado, cabe señalar que la mejor época para practicar el surf en el litoral moyense va de septiembre hasta abril. Esto se debe al predominio de la fuerza del mar del Noroeste y el viento del Suroeste, Sureste y Este flojo. Sin embargo, durante esa época la zona del “Picacho” no está recomendada para el surf puesto que las olas no son lo suficientemente adecuadas. Sin embargo, cuando cambia al Noreste sí es apta; lo cual suele suceder en verano.

 

Piscinas Naturales de Moya.

La costa de Moya, con una extensión de 4,22 km, cuenta con las piscinas naturales de aguas transparentes del Charco de San Lorenzo y la piscina natural del Altillo, ambas aptas para el baño la mayor parte del año.

Las piscinas naturales del Charco de San Lorenzo se encuentran en el término del Pagador, siguiendo la carretera GC-751 en dirección a San Felipe. Tiene una superficie de 75 metros de largo y un ancho medio de 45 metros. El lugar se caracteriza por soportar un fuerte oleaje ya que se encuentra en mar abierto, pero en el interior de estas piscinas reina la calma.

Bañarse en este fantástico lugar es toda una experiencia. Sus aguas están limpias y cristalinas debido a que proceden de mar abierto. Siempre sin olas, aunque haya pleamar, a mayores y pequeños les encanta este enclave porque es como bañarse en una piscina.

Asimismo, cabe señalar que hay un pequeño paseo que comienza y termina en dos locales (el restaurante el Paso y el Chiringuito El Charco), conocidos por su especialidad en pescado y paellas. Con respecto a la vigilancia, cabe mencionar que la zona cuenta con un servicio de la Cruz Roja desde las 11.00 hasta las 19.00 horas. Además, en el paseo que da al charco hay una zona de solarium donde se pueden alquilar tanto hamacas como sombrillas. También dispone de una caseta con aseos públicos. A pesar de ser todo muy modesto, se trata de un lugar espectacular para pasar un rato agradable, tranquilo, en familia y para los niños tiene una parte en arena y otra en piedra que les hace muy fácil el baño. Esta zona en verano suele estar llena de visitantes, ya sea en sus piscinas dándose un baño, como en la pequeña explanada mencionada tomando el sol.

Por otra parte, se encuentra la piscina natural de El Altillo, que recibe este nombre precisamente por el lugar donde está ubicada. En la actualidad se ha construido una piscina natural donde antes había un charco intermareal. Al igual que las piscinas del Charco de San Lorenzo, sus aguas también son limpias y cristalinas, debido a que proceden de mar abierto. Anexo a estas piscinas se encuentra una playa de mar abierto en el que es muy frecuente la práctica del surf.

 

Vegetación de la zona de costa (hasta 300 m.).

El municipio de Moya cuenta con una privilegiada situación que hace que se distingan distintos ambientes dentro de su comarca, que se extiende desde el nivel del mar hasta la cumbre. Se encuentran diferentes zonas bien distinguidas: desértico costero del norte, transición, húmedo de medianías y una pequeña franja del ambiente húmedo de cumbre que lo constituyen las zonas más altas del municipio (Montañón Negro-Moriscos).

Con respecto a la vegetación de costa, aproximadamente hasta los 100 m.s.m., se encuentra dominada comúnmente por la tabaiba dulce (Euphorbia balsamifera) y la tolda (Euphorbia aphylla). Se trata de plantas endémicas del archipiélago, por lo que ostentan un gran valor natural y paisajístico. Desgraciadamente, se encuentran muy amenazadas por las infraestructuras de la zona. A ellas, hay que sumarles otras plantas específicamente costeras como son la lechuga de mar (Astydamia latifolia), vinagreras (Rumex lunaria), esparragera (Asparagus scoparius), mato risco (Lavandula canariensis), siempreviva costera (Limonium pectinatum), magarza o margarita (Argyranthemum frutescens), espina blanca (Asparagus pastorianus), romero marino (Campylanthus salsoloides Roth). Relacionados con los cauces de barrancos, se encuentran los saos (Salix canariensis), sustituidos bien por comunidades de juncos, granadillares o cañaverales, debido principalmente a la canalización del agua que fluye por el barranco, acompañados también de zarzas (Robus ulmifolius). Ya en las desembocaduras, próximas al mar, cabe destacar el tarahal (Tamarix canariensis).

En relación a la fauna de la costa, cabe señalar los numerosos insectos propios de ambientes arenosos, y lagartos de los que ocasionalmente se alimenta el alcaudón real moruno. Además, cabe señalar la presencia de la Pardela Cenicienta, que nidifica en los acantilados. En lugares más húmedos se encuentra esporádicamente aves ribereñas, tales como el zarapito, el vuelvepiedras, el chorlitejo patinegro y la polla de agua.

Por otro lado, existe otra zona bien diferenciada de la costera que abarca desde los 100 m.s.m. hasta los 400 m.s.m., aproximadamente. En este área predominan las comunidades vegetales del cardonal-tabaibal, tabaibales amargos (Euphorbia regis-jubae), cardones (Euphorbia canariensis), cañaverales (Arundo donax), comunidades de granadillo (Hypericum canariensis), cerillares (Hyparrhenia hirta), tuneras (Opuntia spp) y pitas (Agave spp). Además, cabe resaltar que en esta zona se encuentran las principales áreas de cultivo de exportación (plataneras), tanto en producción como en estado de abandono.

 gotop